Parque industrial de Mendiolaza

Cómo es trabajar en este espacio para las empresas

Parque industrial de Mendiolaza. Fotos: Scada Ingenieria. 

Fernando Lencina es dueño de Scada Ingeniería, una empresa que realiza proyectos de automatización y robótica industrial para la industria automotriz.  En el 2018 comenzó a construir en el Parque Industrial de Mendiolaza y en diálogo con Demendiolaza explicó cómo desarrolla su actividad y como es este espacio que pronto pasará a formar parte de los parques industriales de la Provincia. 

Ventajas y desventajas

Respecto a las posibilidades que le brinda trabajar en el Parque, Lencina mencionó el poder contratar personas de la zona: Unquillo, Villa Allende, Mendiolaza. Por otro lado, destacó la seguridad del lugar y lo económico respecto a Córdoba Capital. 

En lo que refiere a aspectos a mejorar, Lencina resaltó el acceso al parque desde la E-53. Al ser una calle de tierra no siempre está en buen estado, principalmente en días de lluvia. Además vale resaltar que la logística es un punto importante de muchas empresas. “Mejoraría mucho la imagen del parque que esté asfaltado hasta la entrada-comentó Lencina- Después hay inversiones que tendría que hacer el parque como mejorar el cordón cuneta, asfaltar el boulevard y avanzar en otros aspectos”. 

“El internet no es tan bueno”, expresó Lencina. Aunque explicó que se habló con Fibertel para realizar una conexión de fibra óptica, aún no se ha avanzado en ese aspecto. El internet por el momento llega por aire y la velocidad es un poco lenta. “Por ahí si tenemos que bajar mucha información la bajamos en un servidor en otra ubicación”, expresó. Si tienen que bajar una carpeta de varios gigas, con el servicio de internet del parque deben esperar unas 2 o 3 horas; cuando en otro lado con una velocidad alta pueden bajarlo en 10 minutos. 

Qué realiza Scada

Aunque desde Scada comenzaron a construir en el 2018, fue recién a finales del 2019 cuando el espacio estuvo listo: un galpón de 1000 m2, más unas oficinas para los distintos proyectos de los que son proveedores de empresas como Renault Argentina, Ford, entre otras. 

Aun así, ese espacio quedó trunco con el comienzo de la pandemia y el eventual confinamiento; periodo en el cual solo se utilizaron las oficinas. Lencina explicó que aunque para desarrollar sus proyectos no necesitaban de un espacio físico ya que sus clientes los contratan para hacer trabajos en sus plantas; la idea del galpón era poder realizar trabajos independientes con proveedores más grandes. 

Además, la inversión en el lugar estaba enfocada a la integración de varias ingenierías: eléctrica, de automatismo, de robótica y una simulación virtual de todo.”Eso es una integración de un montón de ingenierías en el que logras un producto final integrado”,expresó. 

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *